Preguntas Frecuentes

Estas son algunas de las preguntas que más me hacen y quiero responderte a ellas para que estés al corriente.

¿Cuántas sesiones tendré que hacer para sanar mis patrones?

La terapia no es una ciencia exacta y no es posible saber de antemano cuántas sesiones necesitarás. Algunas personas necesitan más tiempo que otras.

El mínimo de tiempo suele ser 6 meses. Aunque muchos de los procesos suelen durar entre un año y dos. También hay personas que quieren seguir indagando en su crecimiento personal y continúan más tiempo.

Principalmente dependerá de tu implicación y compromiso con el proceso. La duración también viene determinada por el tema de consulta y los asuntos que van emergiendo del inconsciente.

Durante todo el proceso yo estaré acompañándote y poniendo a tu disposición todos mis recursos para tu bienestar emocional y mental. Sin embargo, el éxito de tu proceso, dependerá de tu compromiso dentro y fuera de las sesiones.

¿Cuál es el enfoque de tu terapia?

Mi enfoque es humanista integrativo, que pone el acento en la integración de las emociones, el cuerpo, la mente y las acciones que efectuamos.

Utilizo como base de mi terapia:

  • Terapia Gestalt
  • Constelaciones Familiares
  • Bioenergética
  • Meditación Vipassana
  • Eneagrama

Siempre estoy en continua formación, así que todo lo que voy aprendiendo y veo que sirve para el bienestar de una persona, lo pongo al servicio de ayuda.

¿Hay solución para lo mío?

En la primera sesión algunas personas me preguntan si “lo que tienen” puede solucionarse con la terapia.

Estas personas se sienten un bicho raro y como llevan tiempo sin poder solucionar sus problemas, sienten que no hay solución. Pero el caso es que la terapia funciona para la mayoría de los casos.

Tendría que haber un problema psiquiátrico grave para que la terapia no sirviera. Y aún así, podría ser un complemento al tratamiento.

Además, la terapia no solo sirve para personas con “problemas”, sino también como actividad para desarrollar tus capacidades.

¿Cada cuánto tengo que ir a terapia?

Al principio suele ser una vez por semana o cada quince días. Pero con el Proceso Sanando Relaciones podrás venir una vez a la semana. Este punto tiene que ver con el grado de implicación y responsabilidad por tu parte para mejorar tu bienestar y alcanzar tus objetivos.

Oye, ¿Y el Proceso funciona?

Sí, el Proceso funciona siempre y cuando te comprometas y persistas hasta sentirte como quieres.

No he hecho nada mejor en mi vida que invertir tiempo y dinero en todas las formaciones y horas de terapia hasta el día de hoy.

Ahora me siento feliz y tranquilo. Tengo los recursos necesarios para gestionar cualquier situación que viva y eso me da seguridad y confianza.